martes, 3 de abril de 2007

Vigilando a Orwell

Vigilados. Feliz 1984. Cosas así...
Hay pegatinas y lemas. Algún intelectual hasta leyó el libro.
¿Vivimos en Euroasia? ¿Estamos en guerra con Oceanía? Cambiemos sustantivos: vivimos en un Occidente en permanente guerra contra un Oriente. Tenemos la constancia de la amenaza terrorista: triunfo de la propaganda. Y nos encanta vivir con miedo, triunfo genético. Como en la novela de Orwell, de vez en cuando- sólo de vez en cuando- impactan los proyectiles de las naciones enemigas (el eje del mal-Afganistán, Irak, Siria, Irán...) contra el suburbio londinense (o Madrid, o Nueva York...). La vida se extingue por culpa de lo ajeno.

Ahora me entero que "una tupida red de 32 cámaras de seguridad rodea la vivienda del escritor que teorizó un estado policial que controlaba las acciones de todos sus ciudadanos". Y ante la claridad de los hechos, ansío de una puta vez pasar a la siguiente profecía: Un mundo feliz. "Conformista". Insúltame si quieres, te diré que prefiero el soma y follar como locos y vivir entre alfas y betas. Prefiero el soma a la guerra perpetua.

Pero la putada es que ya vivimos en un mundo feliz, no?: ignorancia (soma) masturbación (sexo como locos) televisión trabajo Internet órdenes zapatillas relojes cañas home cinema discos supermercados autopistas locutorios castings publicidad mitings arte... soma sexo como locos estrés

Concluyo que deberían ejecutar a los escritores porque escriben el guión del futuro fascista. Los guiones sirven a Euroasia como a Oceanía, eso es lo malo. La serie B de Bin Laden no supera a la F de Fumanchú. El chino blanco es mejor que el moro sajón. Y hasta entonces (por fin todxs muertos) me verás quemando muñecos de Orwell y de Huxley bajo una cámara de videovigilancia, y ciego de cerveza, ansiando tirarme a esa somaza de ojos verdes que apoya su lomo en la esquina del callejón libertad, y huele a orín del fin de semana, y está oscuro. Recuerda, bien lo sabes, nos vigilan. Las ratas se sacrifican contra la pared.

«¡Oh qué maravilla!
¡Cuántas criaturas bellas hay aquí!
¡Cuán bella es la humanidad!
¡Oh mundo feliz,
en el que vive gente así!»

Shakespeare. La Tempestad.

1 comentario:

alberto dijo...

Las casualidades de la vida, llevamos 10 años haciendo la plantilla con FELIZ 1984 como lema

Fotos:
http://www.flickr.com/photos/20912488@N05/

salud!

Feliz 1984